Elige el lila para conseguir una zona de estudio relajante

Crea una sensación de serenidad en tu despacho con el morado pálido.

Crea un efecto calmante en tu oficina doméstica con tonos morados discretos y sofisticados. Al parecer las tonalidades pálidas de morado como el lavanda, lila, ciruela pálido, orquídea claro y cardo favorecen un ambiente relajado, liberan la tensión y alivian las migrañas.

Además de crear un ambiente relajado y amable, estos suaves colores terrosos pueden ayudar a reducir la potencia de la luz en habitaciones orientadas al sur. Mantén el desorden a raya con abundante espacio de almacenamiento y elige un mobiliario de líneas clásicas y nítidas. Añadir un toque de interés, como tu obra de arte favorita o un hermoso espejo dorado, te servirá de punto de concentración cuando necesites un descanso.