Recurre a tonos neutros suaves para un dormitorio relajado

Mezcla suaves tonalidades de crema y café con leche para crear un ambiente calmado y relajado.